Memoria histórica: La receta contra el olvido

Recobrar la memoria y reconocer a las y los zizurkildarras que sufrieron la guerra civil, en especial, a los 5 fusilados. Con ese fín, Hernandorena Kultur Taldea, con la ayuda del ayuntamiento de Zizurkil, organizó diversos actos en noviembre del 2011, en el 75 aniversario de la incursión de las tropas franquistas en Zizurkil.

En las navidades de 2010, Hernandorena Kultur Taldea realizó un exhaustivo trabajo en el archivo municipal. La conclusión fue clara: “Nos dimos cuenta de que la Guerra en Zizurkil simplemente pasó”. Sin embargo, recabaron información sobre zizurkildarras fusilados. “En 1978, el PNV hizo una misa en memoria de los fusilados de Zizurkil. En ella se mencionan cinco nombres: Konstanzio Mendizabal, Juan Almortza, Gabino Barroso, Jose Kruz Zuriarrain eta Kruz Iribarren. Este ha sido nuestro punto de partida”.

Agosto del 36

Basándose en la historia de los fusilados, Hernandorena Kultur Taldea está reconstruyendo lo ocurrido en el 36. “Con el fin de impedir el avance de las tropas franquistas los republicanos hicieron explotar el puente Zubimusu entre Villabona y Zizurkil. Por ello, los franquistas tuvieron que entrar andando a Zizurkil y no con la maquinaria bélica. Sobre el quince de agosto tomaron Zizurkil y se dirigieron hacia Andoain”.

Tras hablar con los familiares de los fusilados, Hernandorena Kultur Taldea tiene claro el mensaje que quiere trasladar: “Los fusilados fueron asesinados por defender la democracia y la república frente al faxismo y merecen la memoria y el reconocimiento”.

Emotivo homenaje

El día 6 de noviembre, los y las zizurkildarras revindicaron la memoria de sus vecinos fusilados en la guerra civil. Desde la asociación Teodoro Hernandorena, se mostraron satisfechos con la afluencia de la gente, tanto en el homenaje como en las charlas que tuvieron lugar durante la semana. El homenaje fue sencillo pero emotivo. Se hizo mención a los cinco zizurkildarras fusilados, repasando brevemente su biografía. Después fueron llamados las familias de los fusilados, y ante ellas, leyeron la declaración institucional la concejala Eva Usandizaga y el alcalde Joxe Mari Luengo. Los bertsos de uno de los familiares y la canción de Mikel Laboa martxa baten lehen notak dieron fín al acto. Desde ese día, una lapida en el cementerio recuerda a los fusilados zizurkildarras que fueron olvidados durante demasiado tiempo y aún hoy siguen sin justicia.

La publicación con toda la informacion y videos de los actos en: http://barrena.zizurkil.eu/oroimena-castellano.html

Webgune honek cookie-ak erabiltzen ditu zure esperientzia ahalik eta hoberena izan dadin. Nabigatzen jarraitzen baduzu, cookie hauen erabilera onartzen ari zara.">Pribatasun politika.

Web orri honetako cookie-ak onartzen ditut.